Volví a correr y esta vez es en serio

0
778
Ese soy yo, medio muerto, encarando el kilómetro nosecuanto de la MCC. La foto la sacó Enrique.

Esto es muy parecido a aquel personaje (todos tenemos alguno así en nuestro grupo) que un domingo de resaca bruta dice «No tomo más», y al fin de semana siguiente está prendido a la cogote marrón (AKA: Una botella de cerveza) como rengo a la muleta.

Mi relación con este deporte siempre fue excelente hasta hace algunos años, creo que esto ya lo dije en algún momento, pero la basura que rodeo a un ambiente que siempre fue sanamente competitivo y familiar me superó, me hizo enojar mucho, y empezar a mirar a lo que más me gusta hacer en el mundo (que, también, es en parte mi trabajo y mi vida diaria) con mucha bronca. Mi eterna-adolescencia tardía, quizás haber escuchado mucho a Kurt Cobain y su depresión cuando era chico, y mi carácter de mierda me hicieron arrastrar esa bronca por mucho tiempo. Hasta este año, donde pude dejarme de joder con esto y centrarme un poco más en mí, en lo sano del deporte, en lo que me apasiona, me gusta, y principalmente dejar la mierda de lado porque no es más que eso: mierda que siempre va a estar ahí, y no hay nada que pueda hacer por ello.

Este año, que volví a basarme en casa (la gloriosa ciudad de Neuquén, en el puto medio de Argentina) me dediqué a ver si realmente estaba lesionado (que sí lo estaba), que tenía, como curarlo o prevenirlo. El descanso hizo bien, la lesión era mínima y tengo que convivir con ella – porque más que lesión, vine mal de fábrica y tengo espondilosis al fondo de la columna y me hace doler todos los músculos de la zona media. Qué debería hacer? Ir al gimnasio además de correr. Voy al gimnasio? No, porque me aburro. Perdón Franco, tus entrenamientos están buenísimos pero el core workout y yo nos llevamos como el culo. Ustedes vayan al gimnasio, no me hagan caso a mí que sólo escribo porque tengo una página y puedo hacerlo. Y los 28 años todavía me lo permiten.

Volver a entrenar con los sátiros de las 13 horas (Ernesto y Enrique) me pusieron en forma enseguida, y así nomás, me anoté en la MCC de la Ultra-Trail du Mont-Blanc. No entraré en detalles de como casi me muero, porque «la corta» son 40 kilómetros y tiene un desnivel interesante. Pero si en como me re-conecte con las carreras, que al final, son lo que me más me gusta de toda esta movida – Corrí con algunos amigos, después la semana torbellino de laburo nos mató a todos pero como siempre, es espectacular. Tengo dos videos totalmente ebrio y frito en carrera que todos deberían ver:

Y acá el otro:

Me sirvió también para ponerme el simple objetivo de correr una carrera por mes, la que sea, y fue tan la que sea que una pequeña picada por Instagram me llevó a seguir un torneo de Milla en pista (KE?). Llevo dos millas, dos PB’s (5:01 en la primera y 4:54 en la segunda – nada mal no?) y queda la de noviembre que será la que define quién banca los trapos o no (esto va para Rami y Fede, que son los que me picaron a correr y luego fingieron demencia…). También participamos con el peroncho más peroncho de todos, el Doble Z en los 21k Solidarios (una nocturna de 15k en parejas, el organizador miente) y la pasamos joya.

Con el Doble Z en la nocturna solidaria. Miren que prolijitos y que bonitos.

Tengo que admitir, aunque me cueste mucho, que estoy enganchadísimo y bastante inspirado con el enfoque que le dio el Nacho (Barranco, un amigo y salvador de Sudacas de España) a su entrenamiento para el maratón de Nueva York. Lleva una serie de relatos de su preparación que está buenísimo, es bien pies en la tierra y sin dejar de vivir la vida normal. Pueden verlo en la página de CORREDOR\ acá, se los recomiendo a todos, para que vean que se puede correr rápido y ser una persona normal. El enlace es al capitulo 1, pero los va llevando por los demás en los articulos relacionados (va por el 12 ahora).

Por ahora nada más, tenía que volcar todo esto en palabras y ya. La única pregunta que dejo (y que sólo la responderá quién lea) es, que carreras me recomiendan de acá en adelante? Estoy medio corto de fines de semana entre trabajo y viajes, pero algo puedo hacer.

Salud, y vayan a correr que hace bien.

Deja un comentario

Deja un comentario

  Subscribe  
Notify of